El aire acondicionado puede ser una vía de transmisión de la COVID-19, afirman expertos

Los gobiernos están evaluando reabrir los negocios de restaurantes de manera paulatina. Foto: AFP Los gobiernos están evaluando reabrir los negocios de restaurantes de manera paulatina. Foto: AFP

En enero de 2020, tres familias en China se contagiaron con el nuevo coronavirus en el interior de un restaurante. Un grupo de científicos investigó el caso y rastreó cómo pudo haber viajado el virus.

Entre enero y febrero de 2020, tres familias chinas fueron reportadas como infectadas por el nuevo coronavirus. Tras rastrear cómo se contagiaron, el personal de salud descubrió que habían coincidido en un restaurante en la ciudad de Cantón.

Con esta información, un grupo de investigadores de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC) estudió el caso para entender cómo pudo haber viajado el virus entre las familias. Los resultados fueron publicados en un artículo para la revista Emerging Infectious Diseases. Se concluyó que el aire condicionado había favorecido la transmisión de la enfermedad.

Según la investigación, el contagio habría ocurrido el 24 de enero de 2020. Una familia (A), que había llegado desde Wuhan, se ubicó en el centro de dos mesas en el restaurante en mención. Uno de sus miembros era portador del coronavirus, pero aún no presentaba síntomas.

Las otras dos familias involucradas se sentaron a los lados de dichas personas. Días después de este encuentro, cada uno fue experimentando los primeros síntomas de la COVID-19.

grupo larepublica
Diagrama del restaurante.

Jianyun Lu, científico que lideró el estudio, describió que el paciente que inició la infección, nombrado A1, presentó los síntomas la misma noche de la reunión en el restaurante.

El equipo dedujo entonces que de alguna manera el virus viajó a las otras dos mesas y terminó por infectar a todas las familias, que suman nueve personas.

Para determinar cómo ocurrió la transmisión del virus, los investigadores visitaron el restaurante y registraron que el aire acondicionado se encontraba prendido y que el establecimiento mantenía las ventanas cerradas. Asimismo, las mesas se encontraban separadas por una distancia aproximada de un metro.

Esto sorprendió a los expertos, ya que el nuevo coronavirus se transmite por pequeñas gotas pesadas de saliva, pero no tienden a flotar más de un metro. Por lo tanto, creen que el aire acondicionado pudo ser la vía de transmisión del SARS-CoV-2.

“Un fuerte flujo de aire desde el acondicionador podría haber propagado gotitas de la mesa C a la mesa A, luego a la mesa B y luego a la mesa C”, anotaron.

Se cree que el primer portador de la COVID-19 habría contagiado a por lo menos un miembro de las otras familias. Estas personas infectaron posteriormente a sus parientes.

¿Por qué no se contagiaron los otros comensales?

En el piso donde se encontraban las familias había otras 73 personas, pero ninguna de estas resultó infectada. Los expertos explican que esto sucedió gracias a que “los aerosoles tenderían a seguir el flujo de aire”.

Además, “las concentraciones más bajas de aerosoles a grandes distancias podrían haber sido insuficientes para causar infección en otras partes del restaurante”, afirmaron.

El estudio no es concluyente, ya que no se realizó un trabajo experimental que pueda simular la ruta de trasmisión del virus. No obstante, recoge un precedente que podría evitar futuros contagios en espacios cerrados como restaurantes y bares.

“Para evitar la propagación del virus en los restaurantes, recomendamos aumentar la distancia entre las mesas y mejorar la ventilación”, escribieron.

William Schaffner, profesor en la Universidad de Vanderbilt (Tennessee), opinó que la reapertura de restaurantes en los países deberían considerar este hallazgo. De acuerdo con el catedrático, es un buen recurso para ayudar a iniciar nuevamente estos negocios, pero de manera segura y adecuada.

“Vamos a abrir de nuevo, pero el truco será abrir lentamente, hacerlo de forma gradual […] y hacerlo a la mitad de su capacidad, espaciando los asientos”, indicó.

El experto en salud, Elmer Huerta, afirma que los gobernantes tendrán que considerar esta precedente, a fin de evitar una situación similar como lo que describe el estudio.

“Una opción para evitar esto es que en vez de que estén las cinco mesas allí (como muestra el gráfico), solo hayan dos mesas y que estén muy espaciadas para disminuir la probabilidad del contagio”, declaró.

Fuente: La República

::Radio Marañón::

Instagram
YouTube
YouTube