Familia salva de morir luego de que camioneta se empotró en su vivienda

Pensaron que era el fin del mundo, pero el estruendo que se hoyó en la sala principal de su vivienda, era una camioneta que a pocos metros antes de llegar al Caserío de Chamaya en Jaén, se desvió al lado izquierdo de la pista y metros más abajo terminó ingresando a sala de la precaria casa de adobe que acabó cayéndose.

 

El hecho ocurrió la madrugada de hoy, cuando la familia Mestanza Pérez, compuesta por cinco miembros, dos padres y tres niños aún dormía en otro espacio de la casa, a donde decidieron trasladarse la noche de ayer debido al calor que se sentía en su sala principal.

 

“Estuvimos durmiendo y escuchamos a la una (1:00 am) fue el accidente con el vehículo que arrolló nuestra casa, fuimos a la policía a pedir apoyo para que intervengan al carro, solo encontramos a un policía, justo un vecino me apoyó apurando a la policía porque demoraban” señaló Samuel Mestanza, propietario de la vivienda.

 

La mitad del vehículo que quedó seriamente dañado por el brutal impacto, quedó dentro de la vivienda con la parte delantera seriamente afectada, una llanta rota y con el peso de los adobes.

 

A bordo de la camioneta, una moderna Rexton 4x4 de placa B5X 228, iba una pareja que se dirigía rumbo a la ciudad de Bagua Grande.

 

Al volante iba la persona de sexo femenino, que podría ser la propietari, de nombre Irma Vásquez Córdova, que junto a su acompañante resultaron ilesos.

 

Samuel Mestanza y Judith Pérez, gracias a Dios, solamente se llevaron un susto junto a sus tres pequeños niños.

 

“Yo pido que el señor me pague o llegar a un arreglo y que me construya la casa” indicó, precisando que sería alrededor de seis mil soles el costo de la edificación, además de otros costos por las cosas averiadas.

 

En tanto, en entrevista con Radio Marañón, el acompañante de la persona que conducía, muy preocupado aseguró que ninguno estaba en estado etílico y que todo se debió a una falla mecánica, aunque de acuerdo a ley la conductora fue trasladada a Jaén para sacar el dosaje etílico; el hombre aseguró que pagarán por todos los daños.

 

Muchos vecinos cuestionaron la actuación de la policía que al comienzo demoraron en llegar a pesar de estar a pocos metros del lugar del accidente; ya en el sitio mantuvieron un comportamiento a la defensiva contra el propietario de la vivienda y abogaron solo por un arreglo entre ambas partes, aunque debieron hacer el acta correspondiente.